28.7.07

Karamazov! / Capítulo 1

Una pequeña y agradable familia

Introduce a la familia Karamazov y relata la historia de su pasado reciente y distante. Se describe en esta crónica, algunos detalles de los dos matrimonios de Fiodor así como su indiferencia hacia sus tres hijos.
El narrador también establece las personalidades ampliamente variadas de los tres hermanos y las circunstancias que los conducen a regresar al pueblo de Fiodor.
El primer libro concluye describiendo el misterioso orden religioso de los Élderes del cual se vuelve devoto Aliosha.

2 comentarios:

Nicolás dijo...

Hablando de la familia Karamázov -pero la del melodrama- ventilo brevemente algunos pormenores de mis absurdas aventuras oníricas. (¿Onirodrama?) Ayer -digo- soñé lo siguiente:

Asisto con un amigo a una casa de repuestos para automóviles. El empleado tras el mostrador es un guitarrista de una banda indie, extremadamente parecido a Nahuel Pérez B. Le transmito mi sopresa al muchacho (cuyo nombre desconozco). Él dice: "Claro, Nahuel trabaja acá en el turno tarde. Ya está por llegar". En efecto, enseguida aparece Nahuel, con un gorro negro. Todos nos saludamos chocando las manos y palmeándonos las espaldas, al estilo rapper norteamericano. Imbuídos en un clima de jocosa camaradería nos trasladamos todos hacia una panadería. (Nahuel nada dice de su condición de celíaco militante, lo cual me asombra).
Luego, sin solución de continuidad, nos encontramos en un casa muy grande, similar a la casa donde vivían mis abuelos. La casa está en silencio y mal iluminada. Suena el teléfono y atiendo. Es Ciro Zorzoli. Dice que llama porque escuchó que en el fondo de la casa están construyendo bungalows para el verano. Ciro quiere saber si hará falta un cuidador, porque anda buscando trabajo, cualquier changa le viene bien. Con el teléfono en la mano me asomo al jardín donde, supuestamente, se contruirán los bungalwos. Veo una pared de ladrillos a medio levantar, un banquito de madera y una pileta algo ganada por la vegetación. Le digo a Ciro que la cosa todavía parece un poco verde, pero que cualquier novedad lo llamo.
En ese momento me desperté, aliviado de constatar que era un sueño y que tanto Nahuel como Ciro, por suerte, tienen trabajo como actores...

Alejandro Tantanian dijo...

que bueno que lo posteaste --- no me lo habías contado el sábado después de ver esa taaan increíble y bella película de los hermanos macana -- abrazo.